El futuro de la medicina veterinaria: ¿hacia dónde vamos?

Reconocidos expertos internacionales debatieron sobre el futuro de la medicina veterinaria y de las clínicas en el Vet Symposium de Royal Canin, bajo el título ‘La clínica y más allá’.

Loïc Moutault, CEO de Royal Canin, se centró en cómo la tecnología está cambiando la salud de las mascotas y cuál es el rol de ésta en la profesión veterinaria. "Creemos que las tecnologías pueden dar mejor apoyo a los veterinarios para cuidar mejor", afirmó. Con el desarrollo de la ...

Loïc Moutault, CEO de Royal Canin, se centró en cómo la tecnología está cambiando la salud de las mascotas y cuál es el rol de ésta en la profesión veterinaria. "Creemos que las tecnologías pueden dar mejor apoyo a los veterinarios para cuidar mejor", afirmó. Con el desarrollo de la ciencia, con el uso de la tecnología se pueden divulgar conocimientos y desarrollar soluciones a medidas para los profesionales. Apuntó que ésta es una especie de revolución en la asistencia animal.

Apuntó que hay varias áreas en las que incide especialmente. En primer lugar, en la telemedicina. El objetivo es asegurarse de que los propietarios accedan pronto a las consultas. Otra área es la de los dispositivos wearable. La información de estos aparatos puede ser útil tras una intervención o como prevención. Por último, mencionó que la tecnología permite "individualizar la respuesta que podemos dar". La tecnología está haciendo que cosas que no se podían imaginar hace unos años sean posible, como dar asistencia a distancia. Propuso facilitar nuevos modelos de negocio a través de alianzas. Hay que trabajar todos juntos; la industria, la universidad, los profesionales, etcétera. Avisó de que nada puede sustituir el toque humano. Moutault declaró que con la inteligencia artificial se pueden desarrollar herramientas predictivas, lo que se traduce en mayores opciones de protocolos. "En Royal Canin estamos muy comprometidos con todo esto y estamos siempre al servicio de la profesión, trabajamos en nuestra área de experiencia, en el tratamiento individualizado, en la nutrición individualizada", aseguró.

Digitalización y telemedicina

Por su parte, Bertalan Meskó, director de The Medical Futurist Institute, abordó el futuro de la atención sanitaria y su digitalización. "Muchos pacientes acuden a Google para buscar información y piensan que es fiable. Tiene sentido hablar de cómo las tecnologías tienen un efecto en todo esto. Predecir el futuro de la atención sanitaria es posible si conocemos las tecnologías", expresó. Lamentó que el sistema sanitario no está diseñado para ser "tan abierto" a la innovación, y que "las innovaciones pueden verse como una amenaza". La información que los propietarios encuentran en online puede ser percibida por los veterinarios como una amenaza. Los propietarios también tienen en cuenta el coste de la atención veterinaria. Hay que rediseñar la atención sanitaria a todo lo que nos viene encima. Lleva mucho tiempo adaptarse a la tecnología. Antes, el período de adaptación era de unos 30 años. Ahora, es mucho más vertiginoso. Están los datos digitales, las impresoras 3D, aplicaciones de smartphone, etcétera. Hay multitud de tecnología que puede ayudar a desarrollar el trabajo de los veterinarios. Habló de una inteligencia artificial que puede brindar herramientas para analizar mejor. "Sólo aquellos veterinarios que utilizan la inteligencia artificial son los que mejor pueden funcionar", aseveró. A su parecer, el futuro implica introducir más tecnología en la conversación.

Puedes leer el artículo completo en el PDF adjunto.

Cookie Consent

This website uses cookies or similar technologies, to enhance your browsing experience and provide personalized recommendations. By continuing to use our website, you agree to our Privacy Policy

Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.